¿Construir un almacén nuevo o modernizar uno existente?

Publicado el 7 Octubre 2020

contruir almacén nuevo o modernizar existente
sid_fierro
Fierro
Sid
Sales Executive
Categorías
Almacén

El rápido crecimiento del comercio electrónico en todo el mundo pone al cliente, ya sea de negocios o minoristas, en el asiento del conductor. El adagio de que "el cliente siempre tiene la razón", a menudo ignorado en el pasado, es una vez más la ley del país. Cualquier negocio que ignore esta realidad lo hace a su propio riesgo.
Lo que era una tendencia de rápido crecimiento en la venta al por menor online se convirtió en un maremoto cuando el mundo fue golpeado por la pandemia del coronavirus. La curva de ventas online se disparó cuando las tiendas se vieron obligadas a cerrar. La tecnología ha demostrado ser de inmenso beneficio para los clientes de hoy, como lo demostró el salto del 50% en las compras minoristas online durante el estado de alarma

La reticencia a digitalizar

Las empresas siguen siendo reacias a adoptar la transformación digital por varias razones que son exclusivas de ellas y de su situación: el coste, la falta de comprensión a nivel de C-suite, un punto de vista de "Si no está roto, ¿por qué arreglarlo?". Cualquiera que sea la razón, ninguna de ellas es lo suficientemente válida como para ignorar que la tecnología, aplicada correctamente, puede racionalizar las operaciones comerciales, lo que a menudo se traduce en una mayor rentabilidad, cuota de mercado o eficiencia de costes.

El almacenamiento es una industria que se encuentra bajo una presión extrema hoy en día. Muchos señalan como causa el mencionado aumento del comercio minorista online. Los operadores y propietarios de almacenes se han visto obligados a duplicar por lo menos los metros cuadrados de las nuevas instalaciones en los últimos años para poder almacenar la amplia gama de productos que se compran online.

Sin embargo, culpar al comercio electrónico como la causa de los problemas operativos no es exacto. La verdadera causa, son los almacenes que tardan en adoptar la tecnología para resolver sus problemas. Sí, es verdad que los nuevos almacenes deben ser más grandes ahora y estar más cerca de los mercados finales para agilizar la entrega en la "última milla" de manera oportuna; pero tratar de hacerlo sólo con sistemas manuales no funciona y esas instalaciones se ven rápidamente abrumadas por la enorme cantidad de actividad a la que tienen que hacer frente.


Dos caminos hacia adelante para los operadores del almacén

Sin duda, el comercio electrónico no es un fenómeno cultural pasajero; el coronavirus asegura que la venta al por menor online se convierta en la regla, más que en la excepción. Está aquí para quedarse y sigue creciendo. Aquellos almacenes operados manualmente que creen que pueden seguir como de costumbre se van a sorprender cuando se den cuenta de que la luz al final del túnel es en realidad un tren expreso que se dirige hacia ellos.

Hay dos rutas que los operadores de los almacenes pueden tomar para mejorar su situación: construir instalaciones más grandes para ganar en eficiencia o modernizar las instalaciones existentes para que sean más eficientes. Cada una tiene su mérito, pero construir una nueva instalación representa un enorme gasto de capital. La readaptación puede ser la solución más factible, al menos a primera vista.
La modernización no anula el uso de soluciones digitales. Las aplicaciones tecnológicas diseñadas expresamente para la industria de los almacenes y centros de distribución (DC) no son sólo para los nuevos almacenes. Pueden incorporarse a las instalaciones existentes y pueden generar numerosas ventajas. Aquí hay dos ejemplos:


Aceleración del flujo de mercancías

Maximizar el flujo de mercancías es el primer objetivo y el mayor beneficio de la adaptación de una instalación manual existente, según Inside Logistics. Conseguir que más mercancías entren y salgan es la clave para mantenerse a la altura de la creciente demanda. La tecnología en forma de Sistemas de Almacenamiento y Recuperación Automatizados (AS/RS) puede ayudar enormemente a reducir los tiempos de manipulación y aumentar las velocidades de procesamiento. La clave es incrementar el rendimiento y eliminar los procesos redundantes.


Resolver una crisis laboral

La industria de los almacenes se enfrenta a una crisis de mano de obra, similar a la de muchas otras industrias: no hay suficientes trabajadores dispuestos a asumir los retos físicos del trabajo de almacén, especialmente en los muelles de carga. A medida que los trabajadores se jubilan, sus puestos permanecen vacantes. La tecnología puede servir para dos propósitos valiosos: puede reemplazar parte de la mano de obra humana a través de la robótica y puede servir para atraer a un trabajador joven y conocedor de la tecnología a un rol que nunca antes habrían considerado.

 

El papel del diseño del almacén digital

Tal vez el ejemplo más claro del poder de la tecnología para racionalizar una instalación existente es el uso de un software de diseño de almacenes digitales. Esta tecnología es mucho más potente y con menos recursos que el software de diseño asistido por ordenador (CAD), además de ser mucho más rápida, según un reciente informe de McKinsey.

El informe cita una compañía que quería renovar una instalación existente mientras estaba en funcionamiento. Utilizando un software de diseño de almacenes digitales, la empresa pudo "probar" varios diseños para encontrar uno que optimizara la manipulación de materiales, los métodos de recogida y las soluciones de automatización.

La creación de modelos informáticos para probar ideas no es algo nuevo. Aunque la modernización es una opción, no es la única. Los operadores que deciden construir nuevos almacenes pueden primero crear una "modelo digital" en un ordenador, probarlo, ajustar el diseño, y luego seguir adelante con el modelo físico. Los beneficios son extraordinarios: el modelo virtual significa que una instalación existente no necesita ser cerrada para ser un "conejillo de indias" y los resultados finales, según McKinsey, pueden significar una mejora de la eficiencia de entre el 20% y el 25%. Un almacén entero puede ser construido digitalmente y probado en tan sólo seis o diez semanas.

Estos son ejemplos de la transformación digital en el trabajo de un almacén y una industria de DC. Producen buenos resultados para los operadores que tienen dificultades para seguir trabajando de forma eficiente, ya que las presiones externas llevan rápidamente a presiones internas.


El elemento común es la tecnología

¿Construir un almacén nuevo o modernizarlo? Hay argumentos y soluciones para ambas. Pero el elemento común es la tecnología. Hoy en día existen soluciones que pueden asegurar que cualquier almacén o centro de distribución funcione con la máxima eficiencia, 24 horas al día, siete días a la semana. Desde los Sistemas de Gestión de Almacenes (WMS) hasta los Sistemas de Gestión de Transporte (TMS) . Desde Generix Group proporcionamos una serie de soluciones dentro de nuestra suite de productos Supply Chain Hub para crear eficiencias a lo largo de toda la cadena de suministro. Nuestras soluciones se utilizan en todo el mundo y nuestra experiencia es inigualable. Le invitamos a que nos llame para saber más.

Recursos
Mostrar menos recursos
ficha_producto_generix_wms
- 01/08/2018
[Ficha] Generix WMS

La solución que te ayudará a reducir los costes de las operaciones logísticas. Clave para la rentabilidad de tu almacén.

Más información
guia_para_escoger_la_mejor_solucion_wms
- 22/03/2020
[Guía] Escoger el mejor SGA

¿Cómo elegir la solución de gestión de almacén más adecuada para su empresa? ¡Descúbrelo con esta guía!

Más información
como preparar la implementación de un sga
- 22/03/2020
[ebook] ¿Cómo preparar la implementación de un SGA?

¿Cuáles son los requisitos previos, la metodología y los pasos a tener en cuenta a la hora de configurar un sistema de gestión de almacén? ¡Descúbrelo!

Más información
Mostrar todos los recursos