Pasar al contenido principal
nuevas tecnologias
Por Ignacio García
on 18 Feb 2020 6:00 AM
  • Digital transformation

Antes de iniciar un proceso de cambio tecnológico es fundamental una introspección sobre los procesos y los posicionamientos de la empresa. 

En el mundo de la logística, las nuevas tecnologías han propiciado un enorme cambio en la gestión de la cadena de suministro. El conjunto de innovaciones que forman la denominada Industria 4.0, como son, la robótica, la analítica, la inteligencia artificial, Internet of Things (IoT) o el Blockchain no solamente están transformando los modelos de producción sino también las relaciones entre empresas y las de estas con sus clientes y proveedores.

Las principales compañías de sectores potentes como la automoción, el metal, la siderurgia o la distribución están liderando este proceso, conscientes de la importancia decisiva que tiene la correcta aplicación de las nuevas tecnologías en un escenario de enorme competitividad. Quien galle o se quede atrás en esta carrera correrá el serio riesgo de ver cómo paulatina, o rápidamente, desaparece su cuota de mercado, comida por otras compañías, nacidas ya en un entorno de Industria 4.0 y cuya misma concepción es fruto de las oportunidades que ofrecen esas nuevas tecnologías. 

La adopción de las tecnologías es un reto que preocupa a aquellas empresas que son conscientes del potencial de mejora de su propia cadena interna de suministro y que, por eso mismo se plantean cómo deben actuar y cuáles pueden ser las consecuencias de sus decisiones.

En ese momento, siempre difícil, es cuando las compañías logísticas empiezan a plantearse en serio recurrir a expertos y consultores que les ayuden a recorrer ese difícil camino de cambio que saben imprescindible. Sin duda el consultor solo podrá hacer su trabajo si estudia todas y cada una de las características de la compañía de forma personalizada, al detalle. 

Los manuales, seminarios y planes genéricos nos servirán sobre todo para iniciar un proceso de introspección previo a la llegada del consultor que nos permita conocer los retos que la empresa desea afrontar. Cuanto más sepamos de nosotros mismos, cuánto más al detalle hayamos reflexionado sobre nuestros procesos, más trabajo tendremos adelantado, más ayudaremos al consultor y más nos podrá ayudar él. En primer lugar detectando, identificando y eliminando las actividades que no añaden valor para, a continuación potenciar todos los procesos y actividades que identifican la empresa frente al resto de competidores.

Aplicación exitosa

La finalidad para la que contratamos un servicio de consultoría es obtener soluciones que puedan crecer con nuestro modelo de negocio de forma sostenible, tanto en términos de tiempo como de inversión. Para que pueda ser así, el trabajo del consultor ha de alinearse claramente con los objetivos y valores de cada compañía:

A lo largo de todo el proceso, la comunicación fluida del Project Manager con todos los actores implicados, el impulso de la formación antes, durante y después de la implantación son esenciales para obtener los resultados esperados en tiempo y forma. 

Desde Generix Group trabajamos duro para que todos nuestros consultores y project Manager cumplan cada uno de estos pasos en las implantaciones de nuestras soluciones. ¿Tienes algún proyecto entre manos? ¡Consulta a nuestros expertos! 

Solicita información a nuestros expertos

Ignacio García

Sales Director Supply Chain Hub en Generix Group España